Estrategia de “El Pollo” Carvajal para evitar la justicia de EE.UU.: ¿Funcionará?

0
El exfuncionario de Inteligencia del Palacio de Miraflores y uno de los hombres de confianza de Hugo Chávez está, según analistas consultados por la VOA, “haciendo lo imposible” para evitar su extradición a EE.UU. Advierten que “no servirá de nada”
200 años de salir adelante con optimismo

La Audiencia Nacional de España suspendió la extradición del exjefe de la Inteligencia venezolana, Hugo Carvajal, alias “El Pollo”, a Estados Unidos. Las razones que dieron los magistrados de la Sala de lo Penal de ese tribunal fue que no se había cumplido con un procedimiento, por lo que el proceso debía paralizarse durante varios días hasta arreglarse.

Sin embargo, varios analistas consultados por la Voz de América aluden a que, en realidad, el que fuera una de las personas de confianza del expresidente Hugo Chávez estaría llevando a cabo una estrategia con el objetivo de quedarse finalmente en España y así evitar tener que enfrentar un procedimiento judicial en Estados Unidos.

Para ello, tal y como avanzó su abogada María Dolores de Argüelles hace unas semanas, Carvajal tenía la intención de cooperar con las autoridades españolas. ¿Con qué objetivo? Según algunos medios, para hablar sobre su participación en actividades corruptas que implicarían tanto al Gobierno de Venezuela como a otras administraciones públicas de todo el mundo, incluidas las de España, y así quedarse en la Península Ibérica.

Temor a la justicia de EE.UU.

Según el abogado Gustavo Marín, que cuenta con una larga experiencia laboral en Venezuela y en Estados Unidos, “al igual que Alex Saab y al igual que otros criminales que le temen de una u otra manera a la justicia norteamericana”, Carvajal está haciendo “lo imposible para no ser extraditado a EE.UU.”. Eso, en su opinión, explicaría sus últimos movimientos para mostrar una actitud colaborativa frente a la justicia.

Pese a eso, recalcó que “el sistema de justicia español ha sido bastante estricto en el cumplimiento del Estado de Derecho en este caso”, por lo que ve prácticamente imposible, “sobretodo por el cinismo de esta persona”, que las autoridades puedan dar marcha atrás, después de haber dado luz verde, en dos ocasiones, a su extradición.

“En este caso, simplemente se le está dando una prerrogativa a una defensa presentada por Carvajal que será escuchada por el tribunal español, pero que, sin duda, no evitará, a mi juicio, la extradición”, aseguró.

En esa línea, recordó que Carvajal se fugó de las autoridades españolas al saber que iba a ser extraditado en noviembre de 2019 y, aunque ahora “aparece ejerciendo cualquier recurso legal simplemente para dilatar la extradición”, según él, “la justicia española lo está tratando como a cualquier ciudadano que requiere una tutela judicial efectiva y el cumplimiento del debido proceso conforme a la Constitución y los principios de la jurisprudencia españoles”, de manera que cumplirán con los debidos procesos marcados por la ley y sin influencias políticas.

El abogado y profesor de derecho público internacional Giulio Cellini cree que, esta suspensión, no supondrá la paralización definitiva del proceso sino que habrá que esperar a que se solucione esa “formalidad de rigor”.

“Esto no implica que no se retome (la extradición). Muy probablemente, se retomará. ¿Cuándo? No lo sabemos. Naturalmente, la justicia tiene su tiempo y las instituciones son autónomas. Algo tan serio como esto, donde hay implicaciones legales, pero a la vez presiones políticas, eventualmente seguirá su curso”, considera el también asesor del Parlamento electo de 2015.

La extradición se hará efectiva, según analistas

Cellini comparó estas decisiones recientes sobre el caso de Carvajal con el complejo y prolongado proceso judicial que vivió el empresario colombiano Alex Saab en Cabo Verde antes de ser extraditado a Estados Unidos.

“Esto no implica que la extradición ya no vaya a tener lugar, sino que se están cumpliendo los procedimientos. Estas cuestiones pueden durar suficiente tiempo y es normal que así sea para que sea una decisión inequívoca”, apuntó.

Liseth Romay, especialista en derecho internacional público de la Universidad del Zulia, también está de acuerdo en esa exposición. “Una vez subsanada las cuestiones de forma, se procede a ejecutar la extradición. Está en suspenso. Simplemente, se están basando en unos alegatos de formalidades, pero no quiere decir que esos actos son nulos. Los jueces subsanan esa formalidad y, por supuesto, continúa la extradición”, sostuvo.

Lo que sabe “El Pollo”

El eurodiputado del partido español VOX, Hermann Tertsch, ha sido uno de los más activos en redes sociales con respecto al caso de Carvajal. Después de que el pasado viernes la Audiencia Nacional decidiera paralizar la extradición por un error formal, el político de ultraderecha publicó en Twitter que esa suspensión atendía a las presiones que el Alto Tribunal estaría recibiendo del Gobierno español, liderado por el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y la formación de extrema izquierda Unidas Podemos (UP).

Todo ello, porque según algunas filtraciones aparecidas en medios españoles, “El Pollo” Carvajal habría explicado a las autoridades una supuesta trama de financiación del chavismo a UP, entre otras cosas.

“O sea que la Audiencia no atiende a la solicitud del juez instructor pero de repente se sacan de la manga otro incidente a petición de la defensa. Esta forma tercermundista de actuar se debe a los pulsos entre mucha gente acojonada con lo que sabe Carvajal. Nos gobierna el hampa”, escribió.

En declaraciones a la VOA, Tertsch dijo que la información que posee Carvajal “va a hacer temblar, probablemente, a los dos partidos de gobierno español”. “Va tanto hacia el partido de Podemos y sus redes con las FARC y el narcotráfico venezolano, como va hacia el partido socialista, y las multitudes de cadáveres en sus armarios”, sostuvo.

Con todo, recalcó que “hay mucha gente con mucho miedo en España, y mucho miedo porque ha sido extraditado Saab” y las consecuencias que eso podría acarrear.

“Eso es una bomba para muchos españoles profundamente implicados en las redes de corrupción y en esa especie de maridaje entre la política y el crimen organizado que podemos llamar el Foro de Sao Paulo y todo lo que rodea en la gran trama del narco comunismo en Iberoamérica”, agregó.

La Voz de América intentó ponerse en contacto con varias fuentes del Partido Socialista Obrero Español pero no se obtuvo respuesta.