La Administración Biden ordena no arrestar a inmigrantes irregulares cerca de escuelas y parques

0
La medida declara las escuelas, centros de culto y parques como lugares protegidos a la hora de aplicar la ley contra inmigrantes en situación irregular
200 años de salir adelante con optimismo

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS por sus siglas en inglés) emitió el miércoles nuevas pautas que limitan las acciones de los agentes de inmigración y de la patrulla fronteriza en “áreas protegidas”, como son las escuelas y lugares de recreación infantil, entre otras.

“Podemos conseguir nuestra misión de hacer cumplir la ley sin negar a las personas el acceso a la atención médica que necesitan, el acceso de los niños a sus escuelas, el acceso de los desplazados a alimentos y refugio, el acceso de las personas de fe a sus lugares de culto y más”, dijo en un comunicado el secretario del DHS, Alejandro Mayorkas.

Las nuevas guías de aplicación de la ley dejan atrás las anteriores y entran en vigor de inmediato, cita la información.

A mediados de octubre, Seguridad Nacional también ordenó detener las redadas de inmigrantes en lugares de trabajo, como parte del plan del presidente Joe Biden por una ley de inmigración “más humana”.

Las nuevas prerrogativas ponen como ejemplos de áreas protegidas, además de las escuelas y parques, los centros de atención médica, iglesias y otros lugares de culto, y oficinas de servicios sociales, como refugios y organizaciones comunitarias.

«En nuestra búsqueda de la justicia, incluida la ejecución de nuestras responsabilidades de aplicación, tenemos un impacto en la vida de las personas y promovemos el bienestar de nuestro país de las formas más fundamentales», dijo Mayorkas en un tuit.

No obstante, las directivas de DHS dejan en manos de los funcionarios de la patrulla fronteriza y del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) el criterio para determinar si un lugar es un “área protegida” o no, en virtud de las actividades que allí tengan lugar o de la importancia de tales actividades “para el bienestar de las personas y las comunidades de las que forman parte”.

La administración demócrata ha recibido fuertes críticas de la oposición republicana, que afirma que la Casa Blanca ha provocado “un caos” en la frontera sur. Datos de la patrulla de fronteras han revelado una cifra récord de inmigrantes arrestados para el año fiscal 2021 en situación irregular en EE. UU. desde 1986.