La ciencia dice: cáncer; yo quiero vivir más

0

Notiprensa
El cantautor de origen portorriqueño, Benjamín Rivera, dio a conocer hoy la experiencia que está viviendo desde principios de mes en una emotiva carta abierta que envió a sus familiares, amigos y seguidores de muchos años de ministerio musical como pastoral. «¡En días recientes el médico me dijo que tengo cáncer, yo dije que tengo hambre de vivir más…! Me creía ‘Superman’, y la enfermedad me agarró con la ropa de Clark Kent, al menos eso decía mi papá, cuando se enfermaba», sostuvo al comienzo de la misiva.

La noticia llega justo al comienzo de la difusión y presentación de su primer libro «Vivir más» y su disco homónimo, ambos que serán presentados durante Expolit 2016, en la ciudad de Miami, este próximo mes de Septiembre. Ante la reacción de esta periodista, el cantante aseguró que «este es el momento de comenzar a creer todo lo que hemos predicado», con una confianza y seguridad admirables.

En la Carta, Benjamín contó que «el médico ha dicho que tengo cáncer… Pero yo digo que tengo hambre de vivir más. De alcanzar lo que no he alcanzado. De vivir lo que no he vivido. De disfrutar a mi esposa en sus mejores años de madurez. De ver mis hijas alcanzar sus sueños. Anhelo ver a Paula ir a la universidad que ella escoja y deseo ver a Laura graduarse de la suya. Tengo hambre de escribir los libros que traigo adentro. De cantar las canciones que aún no he escrito. De ver a mi vieja sana. De ver a mis hermanos disfrutando de la vida plena. De ver la docena de hijos que tendrá mi hermano Ismael. Quiero ver a mi sobrino John Michael llegar a la ‘NBA’. Deseo escuchar tocar a mi sobrino, Jan Luis en las giras más importantes de América. Tengo hambre de vivir más, para realizar el reencuentro de mi Tribu de Benjamín, y sobre todo para ver los sueños de papi hechos una realidad».

Este duro momento no lo doblega, el hombre siente el dolor de la noticia, pero se esperanza en la victoria venidera que es en Jesucristo. Pese al diagnostico seguirá con las presentaciones programadas, confiando en que hay esperanza en Dios. «Hace unas semanas recibí ese terrible diagnóstico y precisamente en el área de mi garganta; no obstante estoy haciendo uso de la herramienta que Dios me regaló, para comunicar con mis canciones la esperanza que Él me dio. Por esta razón, deseo decirte que: “no temeré mal alguno, yo sé que Él está conmigo”. Hoy estoy lleno de fe y renovado, esperando un milagro. Pero sí aún tengo que ir al quirófano, llevaré conmigo la certeza de aquellos tres jóvenes que fueron al horno de fuego. Estoy convencido que mi Dios tiene la capacidad de librarme de este proceso, pero sí no lo hiciera, como quiera seguiré adorando al Rey de reyes y Señor de señores. Aprendí en estos días que el horno de fuego solo sirve para quemar las ataduras, que te detienen de alcanzar lo próximo, al igual que lo máximo que Dios tiene para mí», confesó.

Sin duda, son horas críticas y horas de ejercer la fe y la confianza en Dios, como el propio Benjamín dice: «Este es el momento de comenzar a creer todo lo que hemos predicado».

1 COMENTARIO