FOTOS: El telescopio James Webb capta el lado más hipnótico de la ‘galaxia fantasma’

0

Sus brazos son prominentes y están bien definidos, a diferencia de la estructura más irregular que presentan otras galaxias espirales

El telescopio James Webb capta el lado más hipnótico de la 'galaxia fantasma'
ESA
200 años de salir adelante con optimismo

La Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés) publicó este martes espectaculares imágenes de la galaxia M74, conocida como ‘galaxia fantasma’, que fueron captadas recientemente por el telescopio espacial James Webb de la NASA.

Para cada imagen se utilizaron distintas longitudes de onda, por lo que es posible apreciar diversas características de un mismo objeto espacial.

El James Webb observó la M74 con su Instrumento de Infrarrojo Medio (MIRI) con el objetivo de arrojar luz sobre las primeras fases de formación estelar en el universo.

«La ‘galaxia fantasma’ está a unos 32 millones de años luz de la Tierra, en la constelación de Piscis, y se encuentra casi de frente a la Tierra. Esto, junto con sus brazos espirales bien definidos, lo convierte en un objetivo predilecto para los astrónomos que estudian el origen y la estructura de las espirales galácticas», señala la ESA en un comunicado.

Según la agencia, la M74 es un tipo particular de galaxia espiral conocida como «espiral de gran diseño», lo que significa que sus brazos son prominentes y están bien definidos, a diferencia de la estructura más irregular que presentan otras galaxias espirales.

La falta de gas en la región nuclear también proporciona una vista despejada del cúmulo de estrellas nucleares en el centro de la galaxia, añade la ESA.

Los astrónomos esperan que las claras observaciones obtenidas por el James Webb en longitudes de onda largas permitan identificar regiones de formación de estrellas en las galaxias, así como «medir con precisión las masas y edades de los cúmulos de estrellas y obtener información sobre la naturaleza de los pequeños granos de polvo que se desplazan en el espacio interestelar».

Este telescopio espacial fue lanzado el 25 de diciembre de 2021 y recibe su nombre en honor a James Webb, quien encabezó la NASA entre 1961 y 1968. Su precio se calcula en unos 10.000 millones de dólares y, gracias a la calidad de las imágenes que capta, la agencia estadounidense espera que la comunidad científica pueda saber más sobre la masa, edad, historia y composición de las galaxias a medida que el instrumento se adentre en las profundidades del universo.